“Quita y pon” presupuestario

 

Tras la aprobación de una fórmula de $670 millones, aún queda por verse cómo la Universidad de Puerto Rico (UPR) elaborará una división presupuestaria que permita la continuación de servicios académicos de cara al próximo año lectivo.

Los $670 millones son un número preliminar, porque hasta el cierre de esta edición solo contaban con la aprobación de la Cámara de Representantes. Quedaba por verse si el Senado aprobaría la partida presupuestaria que restaría más de $160 millones a la partida estatal que recibe la UPR.

“Este proceso de recortes ha sido sumamente irregular. Especialmente en el caso de la UPR”, explicó el representante estudiantil graduado ante la Junta de Gobierno, Gilberto Domínguez Escalera.

“A pesar de que conocemos que hay algunos recortes que han sido controvertidos por la Junta Federal de Control Fiscal, esperamos que no abonen al clima de inestabilidad que ha caracterizado a la UPR por los pasados meses”, agregó el estudiante de Derecho.

Para el representante estudiantil, “esta sesión se ha caracterizado por la falta de transparencia y en un quita y pon de números y, francamente, una apariencia de improvisación”.

Fuera de prioridades la UPR

El rector de la UPR en Cayey, Mario Medina, se hizo eco de las expresiones de Domínguez Escalera y explicó que “hay mucha inconsistencia de parte de la Legislatura y se nota que la universidad no está dentro de las prioridades”. Sin embargo, el rector de la UPR en Cayey sentenció que el recorte de $160 millones le permitirá a la universidad “subsistir como un sistema y haciendo los ajustes necesarios”.

Medina también criticó fuertemente que la Legislatura no invitara a la universidad para que depusiera en las vistas de presupuesto. “No llamarla a deponer es dejarse llevar por lo que se asume y estamos ante un gran reto”, agregó uno de los presidentes temporales de la Junta Universitaria de la UPR.

Por eso se reunirán este lunes con la directora ejecutiva de la Junta Federal de Control Fiscal, Natalie Jaresko. La reunión será a las 10:30 de la mañana en el MCS Plaza de Hato Rey. Esta sería la segunda ocasión en que sectores de la UPR se reúnen con portavoces del ente federal.

Plan de ajustes

En un esfuerzos por amortiguar el impacto de los recortes en la institución, la administración central de la UPR ya elaboró un plan de ajustes por recinto que le servirá de modelo para dirigir una nueva propuesta de universidad.
Aunque los modelos de ajustes ni siquiera están firmados por algún directivo de la institución -porque la UPR no tiene presidente ni Junta de Gobierno constituida- EL VOCERO tuvo acceso a un documento que considera recortes que alcanzan los $8,179,343 en la administración central.

O sea, que de tener un presupuesto de $66 millones, pasará a trabajar con $58 millones que servirán para pagar nómina, beneficios marginales, aportaciones patronales al plan médico y hasta los gastos operacionales de la administración central.

Se supone que sea la administración central la que afronte la mayor carga de ajustes, ya que los recintos están elaborando un plan de ajustes que solo proyecta $149 millones en recortes para el próximo año fiscal.

Además, ninguno de los recintos visualiza aumentos en la matrícula, como parte de los acuerdos a los que llegaron con los estudiantes.

Recorte de 11% en Río Piedras

En el caso del Recinto de Río Piedras, se desarrolló un plan que alcanza un 11% en reducción y que se traduce en un ajuste de $25 millones. Es decir, que de un presupuesto de $241 millones, pasarán a trabajar con $215 millones.

El Recinto de Ciencias Médicas trabajará el próximo año con $8 millones menos en su presupuesto. De un presupuesto de $123 millones, pasará a un monto de $114 millones. El Recinto Universitario de Mayagüez está considerando hasta $15 millones menos en su presupuesto.

La UPR en Cayey se enfrentará a una reducción de 9.1% que, en números reales, representa $3.3 millones. La unidad en Arecibo también está en ese camino, ya que elaboró ajustes de 9% en su presupuesto, para trabajar con sobre $3 millones menos.

Aguadilla -basado en el ajuste preliminar de $149 millones- ya está preparándose para asumir una reducción de casi 5%, que representa $1 millón menos en su presupuesto.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *